Estética Facial

banner_estetica_facial

Tratamientos mínimamente invasivos para rejuvenecer la piel del rostro, mediante procedimientos ambulatorios y con altos niveles de seguridad.

Sustancias como el Acido hialurónico y Bótox (toxina botulínica) son utilizadas para este fin.

Acido hialurónico

Es un material sintético, componente natural del cuerpo humano. Químicamente es un azúcar y la característica esencial es que absorbe agua. Es el componente principal de las articulaciones y la piel.

Este polímero es utilizado para corregir surcos, arrugas faciales más profundas o a dar volumen a zonas, como los labios y pómulos.

El modo de actuar de este material es absorbiendo agua, esto corrige defectos en la piel y la moldea.

Es un tratamiento totalmente ambulatorio y mínimamente invasivo con resultados casi inmediatos. La duración del efecto depende del tipo y el lugar donde se introduzca, llegando a tener una duración de 2 años.

Toxina botulínica (Bótox)

La toxina producida por la bacteria Clostridium botulinum puede ser tóxica en grandes cantidades.

Desde la década de los 90 es utilizada para la corrección de las arrugas de línea de expresión.

Se indica principalmente en las arrugas del ceño, frente, entre los ojos, arrugas sobre el labio superior y el cuello.

El modo de actuar es debilitando locamente el músculo que produce la línea de expresión, eliminando locamente la arruga y no la expresión.

El efecto se empieza a notar desde las 24 hrs hasta los 5 días luego de inyectado el Bótox ya que no todas las personas son sensibles a las mismas concentraciones y/o cantidades.

Este un procedimiento ambulatorio, no requiere anestesia y debe ser realizado por un personal calificado.

Complicaciones

Algunas complicaciones pueden causar parálisis temporal del musuclo de la expresión y algunas veces caída del parpado. Esto es inusual y se corrige en cosa de días.